maneltrenchs.com

personal and professional webpage

Rethinking education
#arthistoryflip

Kahoot Challenges

Con el enfoque flipped hay diversos aspectos importantes que hay que tener en cuenta y además, como profesores, nos han de servir para reflexionar sobre nuestras prácticas educativas actuales. Estos son, por un lado, cuáles son los espacios de aprendizaje, y por el otro, el ritmo con el que cada alumno obtiene su mejor rendimiento de aprendizaje, y en tercer lugar, el uso de la tecnología en la educación del siglo XXI.

Como profesor interesado en repensar siempre las actividades y aprovechar las mejoras tecnológicas, hoy comparto con vosotros una novedad que tenemos con Kahoot, una de las herramientas más instauradas en el conjunto del profesorado, intuitivas y fáciles de usar. Son los “Challenges” de Kahoot.

Hasta el momento, para realizar un Kahoot, siempre se tenía que realizar en el aula. El profesor proyectaba las preguntas, compartía un pin o código de acceso con sus alumnos y estos, en sus dispositivos móviles o electrónicos, escogían la opción o respuesta pertinente.

Ahora con los Challenges de Kahoot esta actividad se puede realizar fuera del aula y más importante, sin tener que hacerla todos, profesor y alumnos, al mismo tiempo. El profesor comparte el pin con sus alumnos, gestiona cuanto tiempo considera que la actividad puede estar disponible y además ellos pueden realizar antes de finalizar el plazo tantas veces como consideren necesario.

Uno de los aspectos de Kahoot que muchas veces motiva más a los alumnos es el aspecto de juego y competitividad que dispone la herramienta, y además poder hacer un ránking de resultados y puntuación de las respuestas acertadas obtenidas.

Con todo esto ya tenemos algunos ingredientes para reflexionar: el espacio para realizar la actividad, el dispositivo con el cual desarrollarla, el ritmo de realización de la misma, la cantidad de veces en poderla realizar… En el formato tradicional de Kahoot todos los alumnos responden al mismo tiempo y con las mismas condiciones, en el formato Challenge cada alumno marca su ritmo. Al iniciar la actividad no hace falta responder todas las preguntas sin pausa, se pueden ir respondiendo en bloques de 3 preguntas, con lo cual la responsabilidad del ritmo y condiciones para responder las marca el propio alumno. Condiciones que pueden estar derivadas por tiempo, comprensión, exigencia, estrés…

En resumen, con todo esto nos podemos dar cuenta de que la tecnología nos puede ayudar y mucho para generar aprendizaje no sólo en el aula, y que los propios alumnos pueden ser gestores de su ritmo de aprendizaje, y además desarrollando actividades en un entorno más lúdico y cercano al lenguaje tecnológico que ellos están ya acostumbrados.

Aquí os comparto, vía link y en formato código QR, un breve y sencillo tutorial de cómo utilizar los Challenges de Kahoot integrado dentro de mi proyecto de Google Innovator que lo llamo “The Wall-less Classroom”.

https://goo.gl/NPJJEj

 

Hasta la próxima y deseARTE los mejores deseos para el próximo año 2018 !!!

Manel Trenchs